Publicidad…¿engañosa?

Publicidad…¿engañosa?

En aquella época de instituto, cuando aún existía C.O.U., mi profesor de lengua española nos explicaba cómo hacer un comentario de texto. Uno de textos que analizábamos eran los de  publicidad o publicitarios y, dentro de ellos, analizábamos las características de los “neotecnicismos”. Éstos, se consiguen inventado y conjugando palabras, usando siglas, apropiándose de palabras de otro idioma, etc.

En su momento, se me ocurría que cualquier persona con formación científica podría entender estos vocablos y saber valorar, objetivamente, las cualidades que resaltaban. Yo, me veía como uno de ellos. Mi pretensión era estudiar una carrera sanitaria.

Hace varias semanas que tenemos un anuncio de televisión que hizo replantearme la intencionalidad “informativa” de los “neotecnicismos” en spots publicitarios. Y es que, algunos de estos tecnicismos inventados para nombrar componentes de un complemento nutricional para personas de la tercera edad, a bote pronto, me eran totalmente desconocidos.

La publicidad, en cuestión, es la de Ensure Nutrivigor y, una de las frases que se repite, es:

“Ensure contiene HMB, además de vitamina D, calcio y proteínas, cuyo aporte extra contribuye al mantenimiento de tus músculos y huesos […]”

Calcio, proteínas, vitamina D…. No hace falta ser sanitario para saber de los posibles beneficios de estos nutrientes, pero… después de años en la universidad y experiencia en la industria alimentaria; ¿qué es el HMB?

Bicheando en nuestro Sr. Google, encuentro que el HMB hace referencia al beta-hidroxi-beta-metilbutirato, un producto de la trasformación, en nuestro propio organismo de un aminoácido esencial, la leucina. Como otros muchos aminoácidos, es un sustrato empleado en la síntesis proteica. Hasta aquí, todo entendido.

De nuevo, viajamos por el Sr. Google, y encontramos ciertos estudios que dicen que su suplementación podría beneficiar el aumento de la masa muscular y/o evitar su deterioro.

La siguiente cuestión es confirmar estas “posibles afirmaciones”. Para ello, consultamos la base de datos de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) .

Os hago un resumen de lo que nos dicen los expertos de la EFSA en este enlace(http://www.efsa.europa.eu/sites/default/files/scientific_output/files/main_documents/2227.pdf):

No se puede establecer una relación causa y efecto entre la ingesta de HMB y el aumento de la fuerza muscular… ni en el aumento de la masa magra… ni en el aumento de la capacidad de resistencia… ni en la reparación de la masa muscular esquelética… ni en una más rápida recuperación de la masa muscular tras su fatiga.

Después de todos los pasos a seguir, nos damos cuenta que el componente no tiene ningún atributo a destacar.

Este caso no es único, se repite para muchos de los productos que nos anuncian. De hecho, marcas muy conocidas y, reconocidas, han tenido que modificar su publicidad en los últimos años por estar en el límite o dentro de publicidad engañosa.

Resumiendo; duda de cualquier producto si su publicidad te resulta ininteligible, sobre todo cuando use siglas o conceptos científicos que no entiendes y, fíjate en los asteriscos y la letra pequeña.

Puntuación de Nuestros Lectores
[Total: 5 Promedio: 5]